¿Qué es la pedagogía Reggio Emilia? Pedagogías alternativas.

Muchas familias aún desconocen qué es la pedagogía Reggio Emilia. Puede que hayan oído el nombre o que ni siquiera les suene. Hoy vamos a aclarar el concepto de forma sencilla. Para ello, lo vamos a dividir por partes. Ya sabes que a trocitos pequeños todo entra mejor.

Vamos a conocer el origen de la pedagogía Reggio Emilia. A continuación, veremos sus principios y características.

Quienes me siguen desde hace tiempo, saben que no me agarro 100% a ninguna pedagogía. Lo único que creo firmemente es que hay que respetar al niño/a como persona. De ahí, el punto reivindicativo del nombre de este blog. Cuando descubras qué es la pedagogía Reggio Emilia verás que es de las más respetuosas con el niño.

Origen de la pedagogía Reggio Emilia.

La pedagogía Reggio Emilia nace en la región italiana del mismo nombre. La pedagogía Reggio Emilia fue creada por Loris Malaguzzi en 1945. A diferencia de María Montessori, Malaguzzi no creó un método, ni asociaciones, ni escribió muchos libros. De hecho, no encontrarás a este pedagogo en Wikipedia España. Por tanto, te dejo este enlace por si quieres saber más de él.

Loris Malaguzzi afirmaba que el niño estaba hecho de cien lenguajes. Esta expresión, no es ni más ni menos, que una forma de reconocer la diversidad. Dicha diversidad refleja los distintos estilos de aprendizaje (como la Teoría de las Inteligencias Múltiples de Howard Gardner). Pero además, recoge las diversas formas de expresión que tienen los niños.

¿Qué es la pedagogía Reggio Emilia?

Los principios de la pedagogía Reggio Emilia parten de la creencia de que cada niño es diferente. Resalta que hay que respetar al niño/a como persona, siendo el niño el centro de la pedagogía Reggio Emilia. De hecho, este enforque pedagógico no tiene un currículum establecido, sino que se desarrolla a través de los centros de interés de cada niño.

El aprendizaje en la pedagogía Reggio Emilia es cooperativo. Para trabajar los intereses de los niños se organizan en pequeños grupos. Las agrupaciones son flexibles para adpatarse a las actividades.  Con sus diferentes intereses, cada personita puede impulsar la enseñanza colectiva hacia una nueva dirección. Las actividades con las que exploran los intereses y cuestiones que han propuesto los niños, se trabajan a través de los cien lenguajes del niño. Es decir, a través de pintura, escultura, actividades sensoriales, música, cuentos, y así hasta cien.

Cita de Loris Malaguzzi sobre la escuela como lgar en que todos los niños son diferentes

El niño es el maestro en la pedagogía Reggio Emilia

En la pedagogía Reggio Emilia se dice que el niño es el primer maestro. Como te habrás dado cuenta, el papel de los niños es fundamental en el camino que toma su proceso de aprendizaje. Con sus intereses, con sus preguntas, decide hacia dónde quiere extender su conocimiento.

El niño está preparado desde su nacimiento para ser curioso y aprender por sí mismo. Por ello, la pedagogía Reggio Emilia también es llamada la “pedagogía del asombro“.

Niño de la pedagogía del asombro

¿Pero entonces cuál es el papel del profesor?

El profesor es el segundo maestro

En este caso, el profesor es el segundo maestro. El profesor en el enfoque Reggio Emilia es partícipe del aprendizaje del niño. Por tanto, su función es colaborar. El adulto observa, escucha, investiga y aprende de la misma manera que lo hace el niño. De ehco, es habitual que haya dos docentes en las aulas de escuelas reggio. De esta forma, obtinene dos puntos de vista sobre el mismo niño.

El profesor presenta las actividades en forma de  provocaciones. Es decir, trata de preparar las actividades de una manera interesante, atractiva. Generalmente dispone los materiales sobre una bandeja, un marco o una alfombra, para que inviten al niño a participar. Suelen ser actividades de tipo abierto. Eso significa que no hay una solución correcta o incorrecta. De esta manera, el profesor pone su interés en el proceso más que en el resultado. En este artículo sobre el collage al estilo Reggio Emilia hablé sobre este aspecto.

El papel del profesor incluye recopilar la documentación del niño en su proceso de aprendizaje para exponerlo en las paredes del aula. Esa documentación incluye trabajos de arte, escritos de los niños, fotografías y otros objetos. Las docentes suelen anotar también los comentarios que los niños han realizado sobre el proceso de aprendizaje. Esta es la evaluación que encontramos en la pedagogía Reggio Emilia. Es decir, no hay exámenes, no hay notas. Ni siquiera hay un seguimiento de los estadios evolutivos, ya que piensan que nson contraproducentes. La documentación recogida y expuesta de forma pública en la clase, junto con la recogida en un porfolio colectivo, muestra el proceso de aprendizaje de los niños.

El ambiente es el tercer maestro

Finalmente, Malaguzzi pensaba que el ambiente es el tercer maestro. Ya hemos hablado en este blog sobre la importancia de un ambiente preparado para el aprendizaje del niño. Por ejemplo, un buen rincón de lectura. Tener el espacio dispuesto de la manera adecuada, los recursos necesarios es un factor clave para apoyar el desarrollo infantil.

Los ambientes del enfoque Reggio Emilia ponen atención en:

  • Las texturas: vidrio, madera, metal, objetos de la naturaleza.
  • El color y la luz: a través de las mesas de luz y proyectores. Además, de la luz natural proveniente de tener grandes ventanales o el juego al aire libre.

Es común encontrar un “Atelier” o taller de arte en las escuelas que siguen esta pedagogía. En él los niños pueden ser creativos a través de sus cien lenguajes. En el taller pueden hacer actividades de pintura, escultura e incluso carpintería.

Tapones de colores.

Entre los materiales es común encontrar objetos de la naturaleza (troncos, piñas, conchas marinas, etc.). Son muy habituales materiales reciclados como tapones de colores, roolos de papel higiénico, etc. También suelen incluir elementos de arte de la cultura local para integrar al niño con la comunidad. Como vemos, no hay materiales específicos de esta pedagogía, al contrario de lo que sucede con el método montessori.

Conclusión

Creo que ahora puedes afirmar que sabes qué es la pedagogía Reggio Emilia. Espero que conocerla te haya resultado inspirador. Si quieres profundizar más en este tema, te propongo que leas esta comparativa entre Reggio Emilia y el método Montessori.

¿Qué principios o características te parecen más destacables de esta pedagogía? ¿Aplicas alguno en casa? ¿Te gsutaría que te propusiera actividades inspiradas por la pedagogía Reggio Emilia?

Si te ha gustado este artículo, estás de enhorabuena. Tengo planeado escribir otros similares sobre otras pedagogías alternativas. ¿Por cuál te gustaría que comenzara?

Puedes hacerlo comentando en el blog o en redes sociales. Son Personitas tiene cuenta en FacebookInstagramTwitter y Pinterest . No olvides suscribirte al blog para recibir en tu correo novedades y contenido exclusivo.

Gracias por leerme.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *